7 remedios caseros para el dolor de muelas
Remedios caseros

7 remedios caseros para el dolor de muelas

La causa principal y la que más dolor produce en los casos de dolor de muelas, es generalmente la infección. Restos de comidas entre dientes y encías, abscesos, piezas picadas entre otros producen serias infecciones que viene acompañadas de una inflamación. Es esta inflamación la que causa el dolor, ya que en la mandíbula tenemos numerosas terminaciones nerviosas con lo cual éstas se ven presionadas por la inflamación y eso es lo que nos causa el dolor.

Pero la mayoría sabemos lo insoportable que es un dolor de muelas y si estás aquí, es posible que lo esté sufriendo en este momento, por tanto no te vamos a hacer esperar ni un minuto más. Sin embargo, te recomiendo te quedes hasta el final para saber más sobre el por qué nos duelen las muelas o lo importante de una revisión a tiempo. Sin más, comencemos con las recomendaciones:

1. Clavo de olor

Aplicar clavo de olor, en la zona afectada ayuda a aliviar el dolor de muela, pues el clavo tiene un aceite esencial llamado Eugenol que es utilizado por dentistas como anestésico. Por tanto, es el remedio más eficaz y lo primero que tenéis que usar ante el dolor de muelas.

2. Perejil

El perejil otra opción si no tenéis clavo a la mano. Masticar hojas de perejil alivia el dolor pero no es tan efectivo y contundente como el clavo, por lo que tendréis que repetir la operación varias veces al día.

3. Sal

Añade una cucharada de sal en medio vaso de agua y haz enjuagues en la zona afectada. La acción bactericida de la sal, irá reduciendo la infección sobre todo cuando es causada por abscesos en las encías.

4. Ajo

Bajo su acción bactericida y antiinflamatoria nos ayudará a controlar la infección y por consiguiente reducir la inflamación aplicar ajo machacado en la zona afectada.

5. Te negro

El té negro por su contenido en ácido tánico, nos ayudará a calmar el dolor. Para ello poner en agua caliente una bolsa de té negro y cuando empiece a pintarse el agua sacar la bolsa y aplicarla sobre la parte que os duele. Se debe esperar primero a que la bolsita de té esté a temperatura ambiente.

6. Agua oxigenada

Realizar enjuagues de agua oxigenada, haciendo incidencia en la muela dolorida. Esto de bebe hacer con sumo cuidado ya que no podéis ingerir agua oxigenada, así que sed cuidadosos.

7. Enfriar la zona afectada

Cogéis hielo lo envolvemos en un paño grueso y lo aplica sobre la cara en la zona de las muelas doloridas. También puedes utilizar una fomentara o compresa frías.

Dicho esto, ya tenéis las siete soluciones al dolor de muelas y para los que no tengáis tanta prisa explicaros que también es fundamental la limpieza dental. En este sentido, los enjuagues antisépticos o el hilo dental te ayudarán a quitarte restos de comida que al quedarse atrapados entre los dientes acabarán infectándolos. Igualmente, el consumo de chicles con xilitol, especialmente después de las comidas ayudará a desprenderte de restos y movilizar la saliva por toda la boca que es un buen agente bactericida.

 

En ningún momento, estos consejos deben primar sobre la opinión de un profesional médico, así hayan funcionado de forma efectiva. Por esta razón, os recomiendo visitar un especialista al menos una vez al año y seguir sus recomendaciones. Espero que haya sido de vuestra utilidad este articulo y os animo a que me acompañéis en la próxima entrega, un abrazo.

Compartir en redes sociales

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *